El pasado 23 de abril la marca de lujo Céline del grupo LVMH abría las puertas de su primera tienda en España. El lugar escogido ha sido el Paseo de Gracia de Barcelona donde se encuentran gran parte de las tiendas de lujo de la ciudad condal. ¿Pero qué tiene de especial esta marca de lujo respecto a las demás? La marca anunció que no habría imágenes del evento en prensa, ni invitados VIP, ni promoción en las redes sociales, ya que no tienen página oficial en ninguna de las redes de moda.

Céline 1

La tienda de Céline en Barcelona. Imagen: Céline

En los tiempos que estamos parece que no estar presente en internet ni en las redes sociales es lo peor que le puede pasar a una marca, pero la directora creativa de la marca, Phoebe Philo, opina lo siguiente: “la cosa más chic es cuando apareces en Google. ¡Dios, me encantaría ser esa persona!”. Así fue pues que en 2012 pidió a los asistentes de sus desfiles que no subiesen ninguna imagen de la colección a las redes sociales. Además a las tiendas multimarca que venden algún tipo de producto de Céline se les envía el siguiente mensaje: “Estimado cliente (…), es política de Céline no difundir imágenes a través de esta aplicación de social media. Le pedimos que si usa Instagram, se asegure de que ningún producto de Céline aparece en la cuenta de su establecimiento”

Algunos opinan que esta actitud es una señal de miedo, por parte de algunas marcas, a los nuevos tiempos y al descontrol que puede tener a veces la red. Otros que es una equivocación no acercarse al público y mirar hacia otro lado. Lo que sí es verdad es que al final consiguen que se hable de la marca por mucho que lo intenten evitar. Bloggers, celebrities e influencers etiquetan los productos mediante el hashtag #celine y una página no oficial en Instagram llamada @celine.world, la cual cada día es actualizada con fotos que comparten los mismos usuarios de sus productos de Céline.

Céline 2

Imagen: Inés Arroyo de Instagram @ines_arroyo

Así pues queda en el aire si realmente la marca quiere o no quiere aparecer en la red.